Antes que la Comisión para el Mercado Financiero (CMF), publicara a fines de 2021 la Norma de Carácter 461, que incorpora temáticas de sostenibilidad y gobierno corporativo en las Memorias Anuales, varias entidades en Chile ya trabajaban los criterios de materia medioambiental, social y de gobernanza (o ASG, por sus siglas inglés). Un ejemplo fue la firma de Banchile, Larraín Vial, AFP Cuprum y Moneda Asset Management por los Principios de Inversión Responsables, red internacional de inversores, respaldada por la ONU y que agrupa a quienes invierten evaluando en este aspecto.

Actualmente, la sostenibilidad empresarial cobra relevancia en el desarrollo de las actividades productivas, instalándose como un valor necesario para el sector público y privado; hecho que, sin duda, a la fecha ha incentivado a las empresas a adaptarse y asumir la oportunidad de una inversión, que a corto plazo, genera más ventajas que caídas. No por nada, un estudio de Accenture y el World Economic Forum reveló en 2021 que los deseos de convertirse en una empresa sostenible y responsable creció de sobremanera entre las compañías a nivel mundial, pasando del 65%, en 2019, al 73% en 2020.

¿Pero, qué es la sostenibilidad empresarial y por qué es tan importante? Las industrias la han definido como el momento en que una empresa comienza a generar de manera permanente un impacto positivo en la comunidad, el medioambiente y/o la sociedad a través de su propio negocio; un hecho que cada vez es más requerido por el planeta y donde las empresas tienen un rol clave, sin importar si están o no obligadas a hacerlo. Hoy, incluso, para gran parte del mercado resulta imprescindible saber si una organización es o no realmente sostenible antes de concretar cualquier alianza o negocio.

Tomando esto último, hablemos sobre cuánto preocupa que se omita la relevancia de la cadena de suministros en la perspectiva de sostenibilidad. En el caso del abastecimiento de las compañías, todo lo que refiere a calidad y origen de sus insumos y proveedores es de una máxima prioridad. En consecuencia, es acá donde se debe dar un paso más y acoplar las tecnologías disponibles. Hoy, los marketplaces empresariales permiten una serie de valores hacia la sostenibilidad, entre ellos: trazabilidad, transparencia, fomento a la libre competencia, identificación de características del origen (pymes, empresas locales), además de la visualización de certificaciones de calidad, favoreciendo finalmente a los ecosistemas económicos sostenibles

 

Felipe Manterola, cofundador de wherEX, plataforma que usa IA para licitaciones competentes y transparentes.

También podría interesarte

Publicado en junio 29, 2022

Cómo entrar a trabajar en las mejores startups del país y quiénes lideran los reclutamientos

Publicado en junio 24, 2022

WherEX entra al negocio de pago y financiamiento con líneas de crédito por US$ 120 millones

Publicado en febrero 1, 2022

Proponen uso de inteligencia artificial para evitar casos de corrupción en municipalidades

Suscríbete a nuestro Newsletter y entérate de nuestras novedades

    Solicitar Demo